My style.

sábado, 21 de enero de 2012


Vivimos en un mundo donde los clones invaden las calles, parece que, si no eres como ellos no encajas en los grupos de moda. Parece mentira que aún existan cosas así. No necesito vestirme como vosotras para ser feliz, soy feliz como soy y eso me gusta. No quiero parecer una más, simplemente quiero ser Yo misma en todo lo que haga, si no te gusto me da igual, me tengo que gustar a mi misma, no a ti, solo faltaba eso. Vivir pensado en querer agradar a los demás, eso no es vida, y nunca lo será. La gente que vive para agradar a los demás no es feliz, por mucho que finja serlo. Me da lo mismo que la gente se gire al verme pasar, no soy mala persona, simplemente me gusta verme así.

                                                          Picture via tumblr: Post

Invisible

lunes, 16 de enero de 2012


Ante ti,  siempre parezco invisible. Ya no se como tomarme tus palabras, tus reacciones, tus miradas. Cada día que pasa me siento más perdida a tu lado. No necesito  que me digas lo mucho que me quieres. Quiero que me lo demuestres día a día, hora a hora. No quiero palabras, no quiero regalos. Quiero hechos, gestos,  caricias. Y ante ti, aún me siento invisible, como si no existiera. Después de todo lo que hemos pasado,  me parece mentira que cuestiones mi cariño. No necesitas que te lo diga, eso se nota día a día. Aún no existe un día en el que no haya pensado en ti desde que te conocí. ¿A caso no lo ves? ¿A caso no me escuchas? Estoy aquí, una vez más invisible. Y todo esto duele, duele porque  te quiero. Pero tu eso no lo ves, porque el sentimiento también es invisible ante los ojos. 


 
Picture via tumblr: Post

Estoy sentada en un banco...

miércoles, 11 de enero de 2012


Estoy sentada en un banco viendo a la gente pasar a mí alrededor. Mis pies bailan sueltos a pocos centímetros del suelo mientras mis ojos vagan de un lado a otro. Y por mucha gente que pase, por muchas personas que haya, no puedo evitar sentirme sola.  Y de pronto, Toda la gente desaparece a mí alrededor,  y es cuando me veo a mi misma sentada en aquel banco mientras observo la ciudad vacía.
-        - Eh, que te estamos hablando ¿No escuchas?_ dijo de golpe una voz familiar_ Estás en las nubes chica._ De pronto, volví a la realidad. Aquel espacio vacío comenzó a llenarse de gente. Todos junto a mi, todos hablando, pero no podía evitar volver a sentirme sola. 

 

Dejar pasar el tiempo.

sábado, 7 de enero de 2012


Miro el reloj y veo como las manecillas se van moviendo siendo consciente de que no puedo hacer nada por evitarlo. Podría quitarle las pilas, Si, pero en ese caso, no impido que el tiempo siga corriendo sin detenerse. Simplemente me engaño a mi misma pensando que el tiempo se a parado y a dejado de correr. El tiempo es infinito, las 24 horas simplemente lo cortan para que un nuevo día de comienzo. Pero las horas siguen pasando, y yo sigo aquí, sentada mirando el estúpido reloj.